Amritsar, la espiritualidad a flor de piel

Amritsar (234 msnm), ciudad que se ubica al norte de la india en el estado de Punyab. Donde se encuentra el santuario más sagrado del Sijismo, el espectacular Templo de Oro, uno de los monumentos más serenos que he conocido hasta el momento.

Tomado de https://www.google.es/maps/

Como una pequeña introducción les comentaré acerca del Sijismo, la novena religión en el mundo por el número de creyentes, hay 23 millones de Sijes en el mundo, de los cuales 19 millones están en la India. Los Sijes creen en un solo Dios y en la igualdad de todos los seres humanos, independientemente de la religión que profesen, respeto e igualdad de la mujer. Ellos no utilizan simbologías ni figuras para evidenciar sus creencias. Tienen su libro sagrado (como lo es para los católicos la Biblia), que es lo que adoran en el Templo de Oro.

Junto a mi amigo Vishnu, al fondo el Templo de Oro

Los devotos de esta religión deben llevar las 5 k: kesh (cabello largo sin cortar), kanga (un peine de madera), kara (un brazalete de hierro), kacchera (ropa interior de algodón) y kirpan (una daga o espada).

Para poder ingresar al Templo Dorado, hay que dejar los zapatos en una estantería, luego nos colocamos un pañuelo en nuestra cabeza y finalmente lavamos nuestros pies en los baños dispuestos para ello. Si queremos sentarnos junto a la laguna que rodea al templo, debemos cruzar las piernas y no tocar el agua con los pies.

Ingresar al templo y observarlo por primera vez, es todo un Wow, su cúpula tiene nada más y nada menos 750 Kg de oro y es en donde está el libro sagrado Guru Granth Sahib. Para ingresar a este lugar hay una fila interminable, día y noche, lo intenté varias veces, pero desistí, preferí caminar por los alrededores del templo y conversar con su gente y claro, los famosos selfies, India es el país de los selfies.

Para los devotos es importante tomar un  baño en la laguna que rodea al templo, llamada Amrit Sarovar (laguna de néctar), se dice que tiene poderes curativos. En mi caso tomé un poco de agua con mis manos y me lavé la cara, en señal de respeto. Claro está que solo los hombres toman el baño, las mujeres no, en toda la India las chicas no se pueden bañar abiertamente, no conocen el terno de baño.

Comer en un templo Sij es una experiencia que debemos vivir si venimos a la India, en la entrada hay muchas personas esperando su turno, en un orden asombroso, una vez dentro nos sentamos en filas en el suelo y nos entregan la comida, compuesta de Dhal (lenteja), arroz, chapati (pan Indio), guiso de papas, dulces, arroz con leche; es posible repetirse hasta cuando queramos, no es bien visto que sobremos la comida. Luego de finalizada la comida, lo voluntarios limpian rápidamente el piso de mármol para recibir a los nuevos comensales. Cabe indicar que el comedor está abierto las 24 horas y se recibe al día aproximadamente a 200000 personas.

Comedor Sij

Es posible, dormir una noche en el templo, hay habitaciones destinadas para los extranjeros, muy bien adecuadas con camas, ventilador y duchas. No tiene ningún costo, siempre se recomienda dejar una donación, no tuve la oportunidad de vivir esta experiencia porque ya había reservado un hostel, pero se los sugiero, lo único que se necesita tener a la mano es el pasaporte.

Habitaciones destinadas para extranjeros

Paso fronterizo Attari-Wagah (Pakistán)

No podemos perder ir a la frontera con Pakistán, donde todas las tardes a las  17:30, miembros del ejército Indio y del Pakistaní, se encuentran en el paso fronterizo de Attari-Wagah y realizan un espectáculo militar que dura unos 30 minutos, el objetivo es bajar las banderas y cerrar la frontera por la noche. Para mí fue algo carnavalesco porque en realidad es un evento de orgullo patrio, donde los soldados sacan pecho, se golpea fuerte el piso con las botas, se alza las piernas hasta una buena altura, desde los dos lados, intentando superarse cada uno, no existe nada de ceremonial en todo este espectáculo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Finalmente no podemos dejar de lado los bazares de Amritsar, lleno de tiendas donde se puede comprar de todo, es una locura caminar por sus calles angostas y llenas de Auto Rickshaw, con miles de colores, personas ofreciendo sus productos, vacas, perros, sin duda un lugar más que pintoresco, la verdadera India.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Amritsar es un lugar que te limpia el alma, un lugar del cual no quieres irte, un lugar con un blanco inmaculado. Alguien me preguntó por qué te fuiste a la India, porque no a otro lugar? Porque mi corazón así me lo dijo, porque quería salir de mi zona de confort, ver un mundo diferente, y no se equivocó. La india te pega y bien fuerte, a cada momento, cada día que camino por alguna calle o por algún lugar, cada día aprendo que la vida es aquí y ahora, que el pasado no existe y que el futuro es incierto. La India es un lugar para amar, con todos y sus contrastes, su basura, las bocinas de los carros, el desorden, los olores que aturden….y no crean que la llevo fácil, pues no, aprendo y me sorprendo día a día, me adapto.

A tomar en cuenta:

  • Costo bus Dharamsala – Amritsar 700 rupias (11.60 usd) 6 horas
  • Me hospedé en el Hostel Backpacker´s Nest 450 rupias por noche (7.50 usd). Las reservas se pueden hacer desde booking.com, me descargué el app en mi celular.
  • Un buen restaurante de comida India es el Bharawan Da Dhaba, unas 300 rupias por comida (5 usd). Dos comidas por día.
  • Para ir a la frontera con Pakistán les sugiero tomar los buses turísticos que los encuentran en la plaza cerca del Templo de Oro, el costo 200 rupias (3.33 usd)
  • Si luego de Amritsar van para Delhi, una buena opción es tomar un vuelo que toma 1:15 y el costo 1799 rupias (30 usd), solo de ida. Un costo parecido al de primera o segunda clase en tren, y te libras de 10 horas de viaje. Las reservas se pueden hacer en https://cheaptickets24.com, igualmente me descargué la app en mi celular.
  • El taxi desde Amritsar hasta el aeropuerto tiene un costo de 300 rupias (5 usd).
  • El costo por día en Amritsar tomando en cuenta solo hospedaje y comida es de 1050 rupias (17.50 usd).

10 thoughts on “Amritsar, la espiritualidad a flor de piel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s